¿La calidad? fácil: productos gallegos, productos de mercados

Todo lo que cocino en La cuchara Veggie es producto gallego fresco y de mercado

Simple y sencillo. Todo lo que cocino es producto ecológico, natural y sano, y siempre que es posible, gallego 100% y comprado a diario en los mercados de mi ciudad.

Muchos de los clientes que tengo en La Cuchara Veggie me preguntan cómo cocino determinadas cosas, cuales son mis recetas preferidas, cual es mi truco…. y en realidad… es que no hay truco. Aquí no hay trampa ni cartón. Aquí, todo lo que se vé (y se come) es de verdad. Nada de congelados, nada de precocinados, nada de alimentación (?) industrial.

Como ya sabes, mi obradoiro vegano está en Coruña, una fantástica ciudad del norte de Galicia, pegada al mar y a los pies de la Torre de Hércules. Eso significa que es el Atlántico el mar que modula nuestro clima, el que nos trae los vientos y las nubes. Y de esas nubes cae una lluvia que aquí es un arte. Agua de vida, agua que nutre, agua que dá de beber y nos da de comer. Agua que riega nuestros campos y tierras, agua que corre por las venas de nuestros rios. Agua bendita.

De la unión de ese agua y esa tierra vieja y sabia, nacen las mejores verduras y vegetales que puedes comer. Aquí, casi todas las familias tienen una leira, un trozo de tierra en la aldea, pegado a la casa familiar (el típico minifundio gallego). La tierra se cultiva no sólo como una actividad económica, sino como una forma de vida. La tierra, en Galicia, es la madre, es la que da la vida, es la que alimentó a familias en tiempos difíciles y la que sigue dando de comer en los buenos tiempos. Todos los gallegos tenemos una leira, ya sea nuestra o de algun familiar cercano. Y todos los gallegos que tenemos la suerte de ir a la aldea, nos volvemos a nuestros trabajos en la ciudad con unhas patacas, uns grelos, unhas navizas, uns pementos, unhas cebolas… siempre con algo que nuestros padres o nuestros abuelos siguen cosechando estación tras estación. Porque dá igual si tienes necesidad o no de hacerlo… la leira se cultiva porque hay que hacerlo, porque sería imperdonable dejarla baldía, porque no hay patatas como las patatas gallegas que tú mismo cultivas. No hay tomates como los tomates gallegos. No hay cebollas como las cebollas de Galicia.

Nada sabe como saben aquí las cosas que brotan de la tierra. Y por eso la cocina gallega es una cocina sencilla, honesta, limpia. Es una cocina que no necesita aliños, ni salsas, ni sabores extraños. Porque no lo necesita. Aquí, los tomates saben a tomate (¿has probado el tomate negro de Santiago? un manjar!), las judías saben a gloria, las coliflores son blancas y olorosas, las manzanas aún guardan el sabor de antaño… si hasta los kiwis han venido del otro lado del mundo para quedarse!

Aquí, en Galicia, los productos del campo son de primera categoría. Es cierto que cada zona de esta región está especializada en algun tipo de producto, como las patatas de A  Limia o de Carballo, los pimientos de Padrón o los del Couto (los que no pican!), las castañas de Froxán en el Courel o de los bosques de castaños en Ourense, los panes de Cea o de Neda, los vinos de A Ribeira Sacra y de A Rúa e incluso ahora, y desde no hace muchos años, las algas con las que elaboro mi empanada vegana de algas y verduras. Pero casi en cualquier lugar puedes encontrar de todo. Y todo rico-rico.

Mercado de San Agustín, en A Coruña
Mercado modernista de San Agustín, en A CoruñaOcholeguas.com

Especialmente en los mercados de A Coruña, como el modernista mercado de San Agustín, el templo de las verduras; o la renovada y muy chic Plaza de Lugo, en pleno centro de la ciudad y justo enfrente del emporio de una conocida marca textil mundial. O los mercados tradicionales de Betanzos o el Feirón de Puentedeume, donde las mujeres siguen llevando todos los domingos los productos de sus leiras a vender al mejor postor como se vino haciendo desde tiempos inmemoriales.

No. Aquí no necesitamos aditivos. Ni salsas fuertes que enmascaren productos de baja calidad. Aquí se cocina lo mejor de lo mejor. Porque todos los productos del campo gallego son productos de primera, sembrados con amor y tradición, recogidos a mano y ofrecidos frescos día a día en el mercado.

Esto es lo que yo misma uso en mi cocina. Esto es lo que te ofrezco para tu comida. Galicia Calidade!

 

Deja un comentario

Su dirección de email no será publicada